¡Hola! Hacía algún tiempo que me rondaba la idea de incorporar a mi cocina algo de ayuda para las mezclas y los amasados. No me interesan los trastos que cocinan por ti, pero mezclar, batir, amasar es mucho más fácil con un robot de cocina. Además, hay técnicas que son simplemente imposibles de aplicar a mano o por lo menos no con los mismos resultados.

604_PIZZAALPADELLINO_bl2

Así que, cuando la gente de Kenwood me propuso esta colaboración, aproveché la oportunidad. Esta es la primera de una serie de 12 recetas en las que la utilizaré de distintas maneras. Todavía no están cerradas todas las recetas, pero habrá repostería, pan, pasta…

Evidentemente, la receta se puede realizar a mano. La técnica del padellino tiene su interés porque le da una textura a la pizza muy diferente. La base crujiente mola. Lo de incorporar ingredientes crudos al final es algo a lo que me he aficionado últimamente. Me gusta. Creo que ha venido para quedarse.

Espero que os guste. Abrazos.

Pizza al padellino

604_PIZZAALPADELLINO_bl1

Ingredientes

  • 525 gr harina panificable
  • 340 ml de agua
  • 5 gr de levadura fresca
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • 150 gr de mozzarella rallada
  • 150 gr de mozzarella en bola
  • 4 cucharadas de tomate concentrado
  • Aceitunas negras
  • Orégano, albahaca y rúcula
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Pimienta negra molida
  • Sal

Instrucciones

  1. Mezclamos la levadura con agua caliente, que no queme. Una vez está bien disuelta, añadimos un chorrito de aceite, un pellizco de sal y la harina y mezclamos bien.
  2. Cuando hemos formado la masa, la amasamos diez minutos. Dejamos reposar ese mismo tiempo y, después, amasamos otros diez minutos.
  3. Dejamos fermentar, cubriendo la masa con un papel film, en un lugar cálido (en invierno sobre un radiador, por ejemplo), hasta que duplique su tamaño. Un par de horas.
  4. Una vez ha fermentado, formamos la base circular de la pizza con ayuda de un rodillo y teniendo en cuenta el tamaño de la base del recipiente de horno en la que vayamos a hornear la pizza. Una sartén con mango metálico o un molde para pasteles, por ejemplo. Lo untamos bien de aceite, colocamos la masa y lo dejamos reposar media hora.
  5. Pasado ese tiempo, extendemos el concentrado de tomate, después ponemos la mozzarella, parmesano rallado y unas aceitunas.
  6. Aliñamos con sal, pimienta, orégano fresco y un chorrito de aceite.
  7. Lo metemos en el horno, que está precalentado a tope arriba y abajo, dejamos solo calor abajo y dejamos la pizza hasta que esté lista. Unos 20 minutos.
  8. Retiramos, añadimos un poco de mozzarella fresca, albahaca y unas hojas de rúcula. Servimos.

 

Tiempo de preparación: 30 minuto(s)
Tiempo de cocción: 20 minuto(s)
Número de comensales: 4

Entradas relacionadas:
Pizza en sartén
Pizza de sobrasada

Disclaimer: Como os podéis imaginar, esta entrada es fruto de una colaboración remunerada con Kenwood.


¿Te ha parecido este, un artículo 5 estrellas? Déjanos tu valoración:

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Contacto lateral
close slider

Contacta con El Cocinero Fiel

Share This